lunes, 6 de abril de 2009

Sin silencios




.
.
.
.

.
.
.
.
.
.

.

.


Arropada de cariño
de tus ojos brillan cielos
en tus manos el calor es fuego lento
lo destejo con dulzura hacia mi pecho
encaramo mis narices en tu espalda
para desvestirme en la velocidad de tus dedos
vacío en la vasija de tu amor
la tempestad de mi deseo
bailando sobre el agua
el mar ya no se atreve a interferirme
y llego a ti, flor
con orquídeas del color de tu esperanza
huyo en tus brazos
desprendiéndole el cierre a mi silencio.
.
.
(imagen: francine/van/hove/nu/au/bracelet)

Derechos de autor: Walter Portilla

4 comentarios:

Inés dijo...

Felicidades Walter por esa poesía tuya tan personal y tan llena de dulzura.

muchos besos,
Inés

Walter Portilla dijo...

Querida María, miles de gracias por el detalle, estoy enormemente agradecido. Un beso.

Querida Inés, gracias por tus palabras, estar aquí es un honor.

Maria Fischinger dijo...

Walter es la primera vez pero te aseguro que no sera la ultima.
Un beso
Maria

julia del prado morales dijo...

Hermoso poema pleno de sensualidad, Julia te abraza desde Lima.

Para Maria. De su blog


Si me envías al trabajo, linda dama,
no me esperes que llegue hasta tu puerta,
pues mis huesos alarma dan de alerta
y mejor estoy dormido en blanda cama.
Tu me pones de Muestrario caballero,
y muy digno de tu afán pongo mi arte,
para al fin a tu gloria desearte,
un saludo prolongado de sombrero.
Tu Maria, eres buena a mi estandarte,
y sin nada que turbase nuestra vida,
yo te tengo por amiga muy querida.
Este verso me sale de mi alma
y lo mando a tu buzón, con la alegria,
de tenerte en Eslovenia, a ti Maria.
Si alguna vez voy, te busco.

EMILIO MEDINA MUÑOZ

FEEDJIT Live Traffic Map

FEEDJIT Live Traffic Feed