viernes, 18 de septiembre de 2009

NINGUNO

Ni mi bulín huele a hombre,

ni tu cama a soledades desgarradas.

Ni mi andar a sonrisas desgastadas,

ni tu yo a otra sintonía.



Por la espalda corren mis lunares,

por tus dedos de pianista los encantos.

Ni mis noches se envuelven de perfumes,

ni tus días se abren a ilusiones.



Ni mi almohada tiene el hueco de la gloria

ni tu sábana el encanto de la dicha.

Por mi sala corre la nostalgia,

por tu jardín las flores del olvido.



Porque sin querer te quise tanto

la pasión perdió la vida misma.

Porque solos en camas diferentes

nos ganó la melancolía.



Ni mi piel tiene fragancias del pasado,

ni tu piel olores del futuro.



©Elisabet Cincotta

No hay comentarios:

Para Maria. De su blog


Si me envías al trabajo, linda dama,
no me esperes que llegue hasta tu puerta,
pues mis huesos alarma dan de alerta
y mejor estoy dormido en blanda cama.
Tu me pones de Muestrario caballero,
y muy digno de tu afán pongo mi arte,
para al fin a tu gloria desearte,
un saludo prolongado de sombrero.
Tu Maria, eres buena a mi estandarte,
y sin nada que turbase nuestra vida,
yo te tengo por amiga muy querida.
Este verso me sale de mi alma
y lo mando a tu buzón, con la alegria,
de tenerte en Eslovenia, a ti Maria.
Si alguna vez voy, te busco.

EMILIO MEDINA MUÑOZ

FEEDJIT Live Traffic Map

FEEDJIT Live Traffic Feed